martes, 16 de octubre de 2012

ESTOFADO DE CALABAZA.

El amarillo es el color de La Esperanza.
Este lema se me vino abajo el día de mi primera clase de filosofía en la que me presenté con un block de pastas amarillas. "Cerrillo, -me dijo el profe- el amarillo es el color de las calabazas. Ya veo que no es usted supersticioso".
Y es que no hay cosa a la que tenga más miedo un estudiante (y un enamorado) que a recibir calabazas, el más grande y vacío de los frutos que nos ofrece la Madre Naturaleza.
Se cultivan unas 850 variedades de calabaceras, que así es como se llama la planta que la produce, en su inmensa mayoría comestibles y destinadas a la alimentación.
Algunas, como la esponja vegetal, se cultiva con intereses higiénicos, otras solo para decoración. La famosa calabaza de Halloween, que estaría riquísima asada con un toque de canela, se desperdicia fabricando linternas para la noche de todos los santos.
El peregrino de Santiago lleva una calabaza seca procedente de una planta conocida como lagenaria. En ella portaba el peregrino el agua para el camino, aunque lo cierto es que las más de las veces iba llena de vino o de pócimas para aliviar el cansancio o los dolores, que no habrían de faltar fuentes en las veredas ni tampoco el doping se inventó ayer.
Los mosqueteros de los Siglos XVII y XVIII (Se llamaban así porque portaban un arma, el mosquete, o fusil de avancarga), llevaban la pólvora en otra variedad de calabaza seca, también del género de las lagenarias.
Son símbolo de la fertilidad por llevar cientos de semillas útiles en su interior. Para otros simboliza la eternidad, una vez secas pueden durar siglos y, frescas, casi todo el año.
Otras por sus formas o por sus colores, tienen destinos decorativos.
Hasta sus semillas son  útiles . Con la disculpa de su innegable acción positiva sobre los males de la próstata, te puedes pasar un tarde entera saboreando unas pepitas de calabaza tostadas.
Pero lo más importante es que se comen.
He vuelto a recurrir al recetario de la bisabuela para hacer este sencillísimo guiso, barato, nutritivo y sabroso:
1/2 Kg. de calabaza pelada y cortada en tacos grandecitos.
1 cebolla mediana cortada en trozos.
1 pimiento rojo cortado en cuadrados.
1 hoja de laurel.
1 chorro de aceite de oliva.
1 chorrito de agua.
1 cucharada de perejil picado. (O/y cilantro)
Sal.
Poner todos los ingredientes en una cazuela, tapar y poner al fuego mínimo hasta que esté hecho.  Espolvorear con el perejil picado.
Yastá.
O - O - O - O - O

Para la sección de Gastrodiógenes, parte de mi literatura gastronómica.

12 comentarios:

ODRY dijo...

Como disfruto, la comida me pierde y usted me hace caer en la tentación.
Un besote.

Vero dijo...

Como está el brazo? espero que te recuperes pronto! un abrazo.

Pilar dijo...

Me gustan en todas sus variaciones ;)

¿cómo estás? Espero que te cuiden todo lo que mereces, muchos besos.

Valdomicer dijo...

ODRY:
La gula es el más inocente de los pecados capitales y la más prudente de las perversiones.
Un besino.

Valdomicer dijo...

Vero:
De momento me queda esperar.A ver qué dice el traumatólogo.
Un besino.

Valdomicer dijo...

Pilar:
No sé si lo merezco; pero me cuidan.
Un besino.

Sefa dijo...

Un plato de los que me gustan, las tres B, bueno, bonito y barato, si, bonito, porque no me digas que ese color...
Que buena idea lo de enseñar los libros de cocina, mañana hago unas fotos a los mios, no tengo remedio y en cuanto veo uno que me gusta...y las revistas con recetas ni te cuento, ya no se ni donde guardarlas, pero bueno, cada uno tiene sus "manias".
Un abrazo.Sefa

Ana y Blanca dijo...

Me encantan las calabazas, así que seguro que me encanta!
http://juegodesabores.blogspot.com.es/

Contando los sesenta dijo...

Estoy en fase de desengrase y esta receta tiene una pinta estupenda. A ello que me pongo este finde.
Cuídate el remo. Besos.

Tita dijo...

No le tengo mucho aprecio, no sé por qué, porque no tengo razones objetivas. Se la ponía a las niñas en el puré, pero viendo tu receta, me voy a animar.

Besos

Delicias Baruz dijo...

Me encanta tanto en dulce como en platos salados. Tiene que estar delicioso este plato. Un placer entrar en el blog como siempre. Un saludo, Clara.

albañil dijo...

ese plato de calabaza.. no lo veo no lo veo...no se, en postre si pero en estofado....supongo que tiene un sabor similar a la zanahoria?